Altavoz

Del “monstruo de las toallitas” a la reprobación del alcalde

El pasado día 25 de enero, en torno a las 20.15 horas, revienta el digestor primario (3.850 metros cúbicos) de la Depuradora de Aguas Residuales de La Almozara. La noticia, como no podía ser de otra manera, llena los espacios en los distintos medios de comunicación y en todos sin distinción el gran problema es...
| 6 marzo, 2018 07.03
Del “monstruo de las toallitas” a la reprobación del alcalde
Foto: Miguel Fernández

El pasado día 25 de enero, en torno a las 20.15 horas, revienta el digestor primario (3.850 metros cúbicos) de la Depuradora de Aguas Residuales de La Almozara. La noticia, como no podía ser de otra manera, llena los espacios en los distintos medios de comunicación y en todos sin distinción el gran problema es el “monstruo de las toallitas”. Este monstruo es, según los distintos técnicos, el causante principal del reventón del digestor. ¿Las toallitas son las culpables? Sí, pero no sólo ellas. Intentaré explicarlo.

Este digestor tiene 29 años de funcionamiento ininterrumpido y siempre está trabajando al máximo nivel. Cuando se construyó no existía el tema de las ‘toallitas’ y los distintos sistemas de retención y criba eran los adecuados para la época. El problema viene desde la puesta en marcha de la depuradora hasta hoy. Las distintas licitaciones han sido a la baja y lo que ayer eran 100, hoy son 75.

Los distintos gobiernos municipales nunca se han preocupado por la depuración ni sus problemas, y mucho menos, ha existido un plan de inversiones más allá de pequeñas renovaciones de algún equipo.

Otro gran problema añadido es, cuando el gobierno del PSOE encomienda a la sociedad municipal Ecociuad Zaragoza (EZ) -antes Ecociudad Valdespartera- la gestión y seguimiento de la depuración en Zaragoza. Una gestión para la cual no estaban preparados (véase lo ocurrido entre abril del 2014 y mayo del 2017).

Se adjudica la explotación a una empresa que desde el primer minuto incumple los pliegos, realiza despidos, falta de mantenimiento y cero inversión en mejoras. Todo esto con el visto bueno de la anterior dirección de EZ, incluido el consejo de administración presidido por el anterior alcalde.

Pero para sorpresa de muchos, las últimas elecciones las gana ZeC. Entran a presidir el consejo de Ecociudad y una visita sorpresa de Teresa Artigas y de Alberto Cubero a la Depuradora de La Almozara y a la Planta Recuperadora de Agua, desembocan en presuntos delitos que son puestos en conocimiento de la Fiscalía por parte del alcalde y por los que finalmente un juez no ve delito.

El consejo de EZ (PP, PSOE y C’s) ha saboteado desde el primer minuto cualquier acción de control de la sociedad. Tanto es así, que la paralización lleva a que ZeC abandone la misma, y cuya presidencia cae en manos del Partido Popular, el mismo partido que desde el primer minuto abogaba por la desaparición de EZ .

Hace dos años ya hubo un gran atasco en este mismo digestor, ¿se realizó alguna acción? A la vista de lo ocurrido parece que no.

El día 9 de febrero de 2018, el alcalde y su equipo, acogiéndose a la Ley de Capitalidad, toman el control de las distintas sociedades municipales para darles el impulso que hasta ahora -al menos en EZ, la única que conozco un poco- necesitan para agilizar las inversiones que tanto hacen falta y que posiblemente hubiesen evitado el ataque del “monstruo de las toallitas”.

Pero nada, parece que la oposición de este Ayuntamiento no está por la labor, y todos en bloque (PP, PSOE, C’s y CHA) -por cierto, estos últimos forman parte del Gobierno de Aragón y votaron a favor de la Ley de Capitalidad- acaban de reprobar al alcalde de Zaragoza, Pedro Santiesteve.

6 marzo, 2018

Autor/Autora

Delegado de Personal en la EDAR l'Almozara (UGT)


Flickr
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR