Mundo

Condenan a tres vecinos del Valle del Roncal que protestaron contra una concentración nazi

Los vecinos protestaron ante apenas una veintena de nazis que, amparados bajo el colectivo pseudoecologista Hispania Verde, trató de manifestarse por las calles de Erronkari en 2014
| 10 abril, 2018 20.04
Condenan a tres vecinos del Valle del Roncal que protestaron contra una concentración nazi
Concentración nazi en Erronkari.

El Juzgado de lo Penal número cuatro de Iruñea condenaba este lunes a entre dos años y medio y dos años de prisión a tres vecinos del Valle del Roncal/Erronkari acusados de un delito “contra el derecho a manifestación” por haber evitado una concentración fascista en 2014. En el juicio han sido absueltos otros tres vecinos que estaban acusados de los mismos cargos.

Los hechos tuvieron lugar mayo de 2014, cuando Hispania Verde había convocado una concentración en el pueblo de Erronkari por la reintroducción del oso en los Pirineos. El colectivo no era sino el brazo pseudoecologista del partido nazi Movimiento Social Republicano (MSR), recientemente disuelto.

En la concentración participaron conocidos nazis como Francisco Javier Bueno “Chabi”, que fuera cabeza de lista por el MSR en Zaragoza, Javier Royo, también conocido nazi zaragozano vinculado al MSR, a Hispania Verde y al disuelto Hogar Social de Zaragoza o Melisa D. Ruíz, actual cara visible del centro ocupado nazi Hogar Social Madrid.

Una hora antes de la llegada de Hispania Verde, cientos de vecinos y vecinas de Erronkari se concentraron en su rechazo. Los fascistas llegaron hasta la entrada del pueblo, algunos armados con palos, y ante la respuesta adoptaron una actitud provocativa y fueron escoltados por la guardia civil. Aunque hubo un momento de tensión al inicio de la concentración, los vecinos del Roncal se limitaron a denunciar la concentración fascista.

Sin duda debiera haber sido la guardia civil la que no permitiera aquella concentración por el peligro que suponía, sin embargo, terminó cargando contra los vecinos, creando una situación peligrosa en la que hubo intercambio de insultos y lanzamiento de objetos por ambas partes. O lo que es lo mismo, no supo o no quiso, evitar el enfrentamiento, y terminó apaleando a los mismos vecinos a los que, según denunciaron, identificó al llegar a la concentración en protesta del colectivo nazi en su pueblo. Finalmente, tuvo que escoltar a los nazis fuera del pueblo.

Ahora el juez Emilio Labella ha condenado a sendas penas de dos años de prisión a tres personas sin que nadie se pregunte el porqué de aquella concentración o la actitud provocadora, con palos en las manos, de los nazis del colectivo Hispania Verde.

10 abril, 2018

Autor/Autora


Flickr
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR